¿Cómo nos afecta la luna nueva?

Empezamos nuevo año y por fin llegó el día que esperaba… la primera luna nueva de 2019.

Muchos os preguntaréis qué tiene de particular para mi… empieza el primer ciclo de luna de este año, con todo lo que supone: Nuevos comienzos, nuevos proyectos…

Estaba deseándolo, la verdad, porque llevo trabajando mucho tiempo para este año. Un año 3, pero en este artículo, no voy a hablar de numerología 🙂

¿Nos afecta igual a hombres y mujeres?

La Luna es cíclica y nosotras, también.

Vemos cómo la Luna se transforma y nos percatamos que nuestro ciclo vital también lo hace.

Si bien es cierto que la fase de la Luna Negra (luego explico la diferencia entre nueva y negra) se asocia con la muerte, debemos aceptar que ésta es necesaria, y que después de la muerte, al igual que con los ciclos de la Luna, hay un renacimiento.  Es, pues, una etapa de destrucción para volver a renacer con nuevas ideas en la fase de la virgen.

Las mujeres somos cíclicas como la vida y la Tierra, y no lineales como nos han hecho creer y desear ser.

Observamos esto en la Naturaleza, pero no lo apreciamos en nosotros mismos.

Debemos permitir dejar morir cada cierto tiempo patrones que ya no nos sirven, hábitos, pensamientos, etc. para dejar espacio a nuevos conceptos, nuevas ideas, nuevos objetivos …esto nos permitirá avanzar y aumentar nuestra sabiduría interior.

 

Aclarando el término de Luna negra (fase oscura)

Se conoce como Luna negra o Luna oscura al período en que la Luna se encuentra de espalda al Sol en el cielo que no puede ser vista desde la Tierra, ni siquiera durante la puesta o la salida del Sol. La Luna está totalmente ausente en el cielo, ya que queda oculta por el resplandor solar.

Dependiendo de cuán cerca la Luna pase sobre la línea-eje entre la Tierra y el Sol, la Luna negra podrá durar entre 1,5 hasta 3,5 días. La fase de Luna nueva astronómica o Luna nueva verdadera ocurre justo en el medio de este período, cuando la Luna y el Sol están en conjunción exacta. Hay que aclarar que no necesariamente se produce un eclipse de Sol durante ese instante.

El término de “Luna negra” es utilizado para diferenciarlo precisamente de la Luna nueva tradicional o Luna nueva visible que es definido como el momento cuando la Luna Creciente es vista por primera vez en el cielo, justo después que el Sol se ha ocultado, este sucede, uno o dos días después de la conjunción Luna-Sol (Luna nueva verdadera).

El término de “Luna negra” no es ni muy conocido, ni muy usado tampoco. Como consecuencia, dicha frase no tiene ninguna definición del todo concreta en sí, ya que tiene varias acepciones, pero en líneas generales hace referencia a al menos cuatro situaciones básicas diferentes entre sí, de las cuales aquí sólo, por el momento, definimos tres:

a) Luna negra = La ausencia de una Luna nueva en el mismo mes calendario.
b) Luna negra = La ausencia de una Luna llena en un mes calendario, es decir, un mes sin Luna llena.
c) Luna negra = Cuando ocurre una segunda Luna nueva dentro de un mismo mes calendario. Esto, por oposición al término de la “Luna azul” que sería el fenómeno contrario: La segunda “Luna llena” que ocurre dentro del mismo mes.

Según la primera definición dada, una Luna negra sólo puede ocurrir en febrero. Estadísticamente hablando, esto tiene más probabilidad de ocurrir en febrero, más que en cualquier otro mes del año debido al déficit de días que lo conforman.

En la Astrología, el término de la “Luna negra” a veces puede referirse a Lilith, la segunda Luna hipotética de la Tierra.

 

Luna nueva

Esta vez, escribo en pasado, porque el fenómeno en concreto sucedió esta madrugada, a las 2:28,  hora de la Península en España. Este mes, esta periodo dura 3 días, 5-6 y 7 de enero.

Algunos me habéis preguntado por cómo trabajar con los ciclos lunares y la luna, así que en este artículo voy a intentar aportar unas pinceladas para que podáis empezar.

Lo digo muchas veces, pero repito, la gemoterapia no consiste en poner una piedra y ya. Estamos hablando de una terapia en la que tenemos que involucrarnos.

Recibe también el nombre de novilunio o interlunio.

Se produce cuando el satélite está situado justo entre la Tierra y el Sol, por lo que su hemisferio iluminado no puede verse desde nuestro planeta.

 

Calendario lunar, solar, lunisolar, gregoriano…

Como todos sabéis y sino, otra cosita más que aprendeis hoy, nosotros nos regimos por el calendario gregoriano (algo que la verdad, a mi particularmente no me gusta).

Actualmente utilizamos en casi todo el mundo el calendario gregoriano, sistema para medir el paso del tiempo y que tiene su origen en Europa y fue impuesto por el papa Gregorio XIII en el 1582, sustituyendo al calendario juliano, que se utilizaba desde Julio César.

El «mes lunar» siempre fue utilizado por los seres humanos para calcular ciertas regularidades en la Naturaleza, como el ciclo sexual de las mujeres o las mareas.

El comienzo del mes lunar es un punto arbitrario que varía según la cultura; así, por ejemplo, el calendario chino considera a la luna nueva (es decir, al primer día en que la luna no se ve en el cielo) como el comienzo del mes, mientras que otros calendarios lunares y lunisolares toman como primer día del mes a la primera luna creciente.

La mayoría de las culturas tuvieron y tienen un calendario lunisolar; es decir, calendarios que no solo tienen en cuenta los ciclos de la luna, sino también los del sol, que determinan las estaciones.

Como suele haber doce meses lunares por cada año solar, a la repetición de doce lunas se la llamó año lunar.

Ahora bien, como los años lunares no coinciden con los años solares, cada tanto hay un año solar con trece lunas. Curiosamente fue 2018 uno de estos años con 13 lunas, una año en el que la especie humana ha destacado por dejar fluir las emociones más primitivas como la agresividad, irritabilidad, inestabilidad, misterio, impulsividad y como no, la pasión. Ha sido un año en el que se nos ha olvidado la tolerancia y muchas veces, la serenidad ha brillado por su ausencia. En definitiva, un mes “lunático”, emocional…

Los calendarios Lunisolares, a pesar de guiarse según los meses de la luna, añaden cuando corresponde un mes al año, que se intercala, para que el comienzo del nuevo año solar tenga doce lunas.

Los calendarios chino, hindú y judío son Lunisolares.

En la cultura occidental cristiana, si bien el calendario es solar para la mayoría de los efectos prácticos, ciertas fechas (como la Pascua y navidad ) se fijan según un calendario lunisolar.

Los calendarios estrictamente lunares son los que consideran un año por cada doce meses lunares, como el calendario incaico o el musulmán.

La generación corresponde al ciclo creciente y la corrupción al decreciente, es por eso que, de un modo muy general los primeros 14 días en que la Luna crece son llamados la quincena “clara” y son aptos para comenzar todo tipo de actividad en la que se necesite hacer crecer, fomentar, agrandar, producir y la segunda mitad del ciclo lunar a partir de la Luna llena, desde donde comenzará a decrecer– es llamada la quincena “oscura” y va a ser apta para hacer cosas en dónde se necesite menguar, reducir, cortar o terminar.

Nuevos comienzos…

Empezamos el año en luna menguante regida por Escorpio, mi ascendente. Todo esto para mi tenía una consecuencia: Finalización de procesos. Y comienzo de un año de crecimiento ♥♥

Como ya he comentado antes, esta madrugada ocurrió la primera lunación del año: es la primera de las trece uniones que se producirán entre el Sol y la Luna. Tres de ellas tienen un carácter especial: en la primera (5 de enero), la séptima (2 de julio) y la última (26 de diciembre) el Sol quedará eclipsado por el paso de la Luna, indicando una tendencia a los cambios significativos a principios, mediados y finales de 2019. Es un año que comienza y termina con respectivos eclipsesolares, presagio de las grandes transformaciones que se avecinan.

 

Luna nueva y nosotros

La fase de la luna oscura es considerada la fase más poderosa psíquicamente.

Durante este periodo indagamos en nuestro interior.

¿Qué sentimientos afloran en luna nueva?

En una palabra: Introspección.

Afloran sentimientos de inercia y necesitamos enfocarnos en nuestro interior. También podríamos tener una sensación de un avance lento en nuestra vida o que no hacemos nada por conseguir nuestros propósitos. Esto ya depende del enfoque de cada uno, por eso es esencial trabajar en cada fase.

Personalmente, creo que ya lo he comentado alguna otra vez en este blog y seguro, en el grupo de Face, la luna negra es un periodo, corto de despertar, un cambio, como si chasquearas los dedos después de un letargo y te alertara, una especie de:  “¡ey, despierta, es hora de comenzar a conseguir tus metas!”…. para eso has estado trabajando durante fase menguante. Aunque la mayoría de las veces el periodo para liberar es bastante más largo.

Ahora bien, acabamos de salir de un periodo en el que hemos profundizado y hurgado en nuestros sentimientos, así que cuidado porque todavía estaremos algo sensibles. Hasta podría ser que estos días podríamos estar más antisociales, simplemente porque todavía estamos “en nuestro mundo”, así que, hay que procurar estar alerta para tener una buena comunicación y no caer en malentendidos. Al estar más sensibles, nos pueden y podemos lastimar más fácilmente, así que…. con delicadeza.

 

 

EJERCICIO: RENACIMIENTO

Esta Luna Nueva puedes renacer  en todos los sentidos recibiendo la luna nueva, de la mano del corazón unido a la naturaleza.

Procedemos a tumbarnos en posición fetal, con un gran cuarzo transparente que lo puedes poner lo más cerca posible del bajo vientre.

Otros minerales con los que puedes hacer la meditación serían:

  • Cuarzo transparente
  • Cuarzo rosa
  • Rodonita
  • Rodocrosita
  • Ópalo rosa
  • Sodalita
  • Sugilita
  • Rubí
  • Zoisita con rubí

Es importante que en este momento pongas atención plena en escuchar tu cuerpo y solamente realices las posturas y movimientos meditativos que realmente te apetezcan.

Piensa que no conviene que te muevas demasiado, es un ejercicio que desarrollaremos lentamente y de la manera más dulce posible, gestionando la respiración de una manera natural y no forzada.

 

 

 

 

Proyección de  la Oración Afirmativa:

Pido permiso para nacer

Hoy volveré a nacer: pido permiso.
Permiso útero, permiso cordón prieto.
Permiso agua, placenta, oscuridades.

No podrá retenerme la tibieza
plácida y calma del vientre cobijante.
No podrán disuadirme las presiones
de este túnel de carne que hoy me puja.

Con decisión inequívoca y sagrada
determino nacer: me doy permiso.

Y aquí estoy, desnuda de corazas,
dispuesta a recibir besos y abrazos
(no la palmada que provoque el grito:
ya no permitiré que me golpeen.)

Parteras de quien vengo renaciendo,
miren quién soy: soy digna. Las recibo.
Miren quién soy: adultamente niña.

Miren quién soy: vengo a ofrecer mi entrega.
Miren quién soy: apenas si respiro,
pero, de pie, me yergo y me estremezco,
dándome a luz en mi realumbramiento.

Tengo coraje para empezar de nuevo:
fortalecido en mis fragilidades
lloro de dicha, de dolor… Lloro de parto.

Lloro disculpas a quienes no me amaron,
por el maltrato, el frío, el abandono:
lloro la herida de todo lo llorable.

Y lloro de ternura y de alegría
por tanto recibido y encontrado:
lloro las gracias por el amor,
por la bondad de los que me ampararon.

Lloro de luz, y lloro de belleza
por poder llorar: lloro gozosa.

Sin más queja, dolida y reparada
por la caricia de este útero abrazante,
aquí estoy: recíbanme.

Me perdono y perdono a quien me hiriera.
Vengo a darles y a darme íntimamente
una nueva ocasión de parimiento
a la vida que siempre mereciera.

Me la ofrezco y la tomo. Me redimo.
Con permiso o sin él, YO me lo otorgo:
me doy permiso para sentirme digna,
sin más autoridad que mi propia Conciencia.

Pido permiso para nacer

Bendito sea este Renacimiento.
**Autora: Virginia Gawel
Fotografía: Wikimedia Commons, Google free

Material consultado:

wikipedia

astrologuia.wordpress.com

infomistico.com

Virginia Gawel

 

***** Si te ha gustado, deja un comentario*****

♥ Namasté ♥

 

 

Puedes compartirlo, pero citándome @MykGemas – Mayca Ezcurra

Recuerda dejar un comentario o un like cuando termines de leer y antes,

por supuesto, de compartir.

 

Las fotos que he utilizado pertenecen a mi propia colección personal o a mi tienda online.

 

 

Licencia Creative Commons Atribución 3.0 Unported

Licencia de Creative Commons

Blog MykPiedrasPoderosas – MykGemas by Mayca Ezcurra – MykGemas is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en https://mykpiedraspoderosas.wordpress.com.

Anuncios

4 comments

Comentarios o sugerencias

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.